La Planta de la Vid (1 de 3).

Quisiera adentrarme en la viticultura hablando, en primer lugar, de las características de la vid, ya que un buen vino sale antes de la cepa, que de la bodega.

Partimos del hecho que la cepa es un arbusto trepador de la familia de las Vitáceas. Para definir completamente la planta, tenemos que definir su familia (Vitáceas), su género (Vitis) y su especie (Vinífera, Rupestris, Berlandieri, etc..)

De las especies existentes, la Vinífera es la que da frutos de sabor agradable, ya que la mayoría, o no dan fruto o cuando lo dan no suelen ser muy agradables para su consumo.

Algunos ejemplos son: Vitis amurensis (ÀSIA), Vitis cinerea (USA), Vitis labrusca (USA), Vitis riparia (USA), Vitis rupestris (USA). Estas variedades de vitis americanas silvestres de las cuales no se podía aprovechar el fruto, se convirtieron en parte esencial en el mundo del vino, porque son plantas resistentes a la Philoxera (plaga que asoló el viñedo europeo en la segunda mitad del siglo XIX), y que gracias a su resistencia, salvó a posteriori el cultivo de la vid en Europa.

Actualmente la viña se cultiva en unas franjas concretas del planeta según su climatología (aunque está variando sensiblemente por efecto del cambio climático) como son las áreas comprendidas entre los paralelos 28 y 50 de ambos hemisferios.

Zonas de cultivo de la vid

Para conocer mejor la vid, desglosaremos todas sus partes e intentaremos explicar sus funciones.

Raíces

Función principal:

  • Anclaje y sujeción
  • Alimentación de la planta
  • Acumulación de reservas

 Distribución de la raíz en el suelo depende de:

  • Competencia con las hierbas y otras plantas
  • Diferentes tipos de suelos

 La raíz dispone de unos pelos que son los captadores de nutrientes, llamados Cabelleras, y en su parte final dispone de la Cofia que es la encargada de buscar profundidad.

 Una planta con mayor profundidad de raíz, será más estable, y no estará tan expuesta a los aspectos externos. Asimismo la edad, ejerce una función similar, ya que la raíz está más extendida y aposentada y le da estabilidad.

 Hay varios aspectos que pueden influir en la colonización de las raíces:

  • Clima (Agua) la cantidad de agua que pueda captar la raíz, hará que pueda crecer mas o menos, y en cambio en demasía puede conseguir ahogarla.
  • Tipo de suelo, dependiendo del tipo tendrá más o menos resistencia a la colonización, y hará que pueda llegar a tener mas profundidad o tenga que colonizar lateralmente.
  • Variedad de la Raíz, el tipo de pie puede influir en la capacidad de colonización.
  • Trabajo en Superficie, el arado o trabajo de superficie, puede provocar rotura de raíces. También los  diversos tipos de vegetación que haya en la superficie pueden entrar en competencia con la vid para la captación de nutrientes.

Densidad de Plantación, (cantidad de plantas por hectárea) interfiere directamente en la cantidad de nutrientes por planta, y en la competencia por conseguirlas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>